lunes, 18 de marzo de 2019

Pan trenzado de pesto

Tenía un poco de albahaca fresca que utilicé para otra receta y antes que se pusiera mustia decidí hacer un pesto. No lo quería usar como una simple salsa para la pasta sino que prefería darle un uso algo menos usual así que salió este pan trenzado de pesto.

Está increíblemente delicioso, así que ya le estoy dando vueltas para versionarlo con otros rellenos y formas. Es ideal para acompañar una tabla de quesos o una selección de embutidos italianos.





Ingredientes

500 gr de harina de fuerza
220 ml de leche (yo bebida de avena)
70 gr de mantequilla
20 gr de levadura fresca
1 cucharadita de sal
1 cucharadita de azúcar

Para el pesto genovés
120 gr de albahaca fresca
200 gr de queso parmesano
70 gr de piñones
1 diente de ajo
150 ml de aceite de oliva 


Preparación

Para el pesto, metemos todos los ingredientes en el vaso batidor y trituramos hasta conseguir una salsa unificada y con la consistencia deseada. Reservamos.

Disponemos la leche (o bebida de avena) en un bol junto con la mantequilla y calentamos en el microondas un par de minutos. Mezclamos hasta que la mantequilla se funda. Dejamos templar.

En un bol, mezclamos la harina junto con la sal, el azúcar y la levadura desmenuzada. Vertemos la mezcla de leche y mantequilla y amasamos todos los ingredientes durante unos 10 minutos. Dejamos otros 10 minutos de reposo para que la masa se relaje y volvemos a amasar hasta conseguir una masa lisa y elástica.

Hacemos una bola, la tapamos y dejamos fermentar hasta que doble su volumen. Yo la pongo en un bol tapada y la meto en el horno apagado para evitar corrientes.

Pasado el primer fermentado, desgasificamos la masa y la estiramos con un rodillo hasta conseguir un rectángulo de unos 40 x 70 cm aprox.

Untamos la masa con el pesto dejando unos dos centímetros en los bordes. Enrollamos como si fuera un brazo de gitano y pellizcamos los extremos con los dedos para sellar bien el rollo. 

Colocamos el rollo en la bandeja del horno con la unión hacia abajo y con una tijera hacemos un corte longitudinalmente sin llegar a los extremos. Doblamos el tronco en forma de "S" y escondemos los extremos por debajo del rollo.

Cubrimos con un paño limpio y dejamos fermentar hasta que doble nuevamente su volumen.

Horneamos a 190º C durante 35-40 minutos. Dejamos enfriar sobre una rejilla.


NOTA: Podemos utilizar leche entera, desnatada o bebida vegetal, como en mi caso, de avena que es la que suelo tomar.
Se puede sustituir el pesto genovés por pesto rojo o siciliano
En vez de formar esta hogaza, le podemos dar forma de trenza, corona, rollos individuales...







Receta adaptada de Los cerezos en flor




.

viernes, 15 de marzo de 2019

Crème Brûlée con plátano caramelizado

No puede haber cosa más rica que una crème brûlée y si es con plátano caramelizado se eleva a un nivel superior. La capa de azúcar tostada es irresistible!

La crème brûlée es parecida a la tradicional crema catalana pero con la particularidad que a la primera se le añade nata y se cuece en el horno al baño María.





Ingredientes

4 yemas de huevo
250 ml de nata (35% MG)
175 ml de leche
50 gr de azúcar
1 vaina de vainilla
1 plátano
Azúcar para caramelizar


Preparación

Cortamos la vaina de vainilla longitudinalmente y raspamos las semillas.

En un cazo vertemos la leche y la nata y añadimos tanto las semillas de vainilla como la vaina. Dejamos cocer y cuando rompa a hervir retiramos del fuego y dejamos infusionar hasta que enfríe.

En un bol, batimos las yemas de huevos junto con el azúcar hasta que blanquee y doblen su volumen. Añadimos la mezcla de leche y nata y mezclamos bien.

Repartimos la mezcla en cazuelas o ramequines individuales y los metemos en una fuente apta para el horno con agua hasta la mitad para hace el baño María.

Horneamos a 200ºC durante 30 minutos.

Dejamos enfriar la crème brûlée un mínimo de 4 horas en la nevera.

En el momento de servir, cortamos unas rodajas de plátano y las disponemos encima de la crema, espolvoreamos generosamente con azúcar y caramelizamos con ayuda de un soplete hasta que la superficie esté dorada y cristalizada.


NOTA: se puede sustituir el plátano por otra fruta al gusto, manzana, pera, piña... o sin nada.
Si no se dispone de vaina de vainilla se puede añadir esencia de vainilla o sustituirla por canela.



No os perdáis las propuestas de los Gastroamig@s, Miquel, Dolors, Lola, Neus, Carmen




.

jueves, 7 de marzo de 2019

Carpaccio de pastrami y Tête de Moine

Un carpaccio diferente apto para aquellos que no les gusta la carne cruda. El pastrami es un fiambre de carne roja en salmuera aderezado con especias que posteriormente es cocido al vapor. Se emplea para carpaccio o como relleno de sandwiches y bocadillos.

Lo acompañamos de unas flores de queso Tête de Moine. Es un queso de origen suizo que tiene como peculiaridad que se corta finamente con un raspador especial formando estas flores tan vistosas y que alegran cualquier presentación.





Ingredientes

100 gr de pastrami cortado en lonchas finas
Flores de queso Tête de Moine
Mezcla de brotes
Escamas de sal negra
Pimienta
Aceite de oliva 


Preparación

Disponemos las lonchas de pastrami de forma decorativa en el plato de presentación. Acompañamos con unas flores de queso Tête de Moine y unos brotes.

Aderezamos con un poco de pimienta y unas escamas de sal negra y aliñamos con un buen aceite de oliva virgen extra.







 .

Quizá te interese

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
? 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18