viernes, 28 de enero de 2011

Red velvet cake

Hacía días que me rondaba este cake por la cabeza para el cumpleaños de mi hermano, pero me acabé de decidir por él cuando Elvira "Los cerezos en flor" y las Cooking Challenge se retaron así mismas a prepararlo. No tenía más dudas, éste iba a ser el pastel para la ocasión. Y dicho y hecho.

Sorprendió tanto en la presentación, el color como en el sabor. Estaba buenísimo, el frosting me encantó y para dejar constancia preparé un largo reportaje fotográfico.




Ingredientes


250 gr de harina de repostería

115 gr de mantequilla

300 gr de azúcar

250 ml de leche + 1 cucharada de limón (equivalente al buttermilk)

2 huevos

15 gr de cacao en polvo

2 cucharadas de colorante rojo

1 cucharadita de vainilla

1 cucharadita de vinagre

1 cucharadita de bicarbonato

1 pizca de sal


Para el frosting

200 gr de queso philadelphia (o similar)

200 gr de mascarpone

500 ml de nata para montar

115 gr de azúcar glass

1 cucharadita de vainilla



Preparación


Empezamos preparando la base de bizcocho. En un bol batimos la mantequilla a temperatura ambiente junto con el azúcar y la vainilla hasta que esté integrada. Añadimos los huevos de uno a uno mientras los vamos incorporando. A parte, preparamos la leche con el zumo del limón (yo no tenía buttermilk) y el colorante. Una vez esté teñida, se la agregamos al compuesto anterior de la mantequilla junto con la harina, la pizca de sal y el cacao en polvo.

Por otro lado, en un bol mezclamos el vinagre con el bicarbonato e incorporamos rápidamente a la masa. Este paso gasificará la masa y ayudará a subir.

Vertemos la mezcla en un molde y horneamos durante 30-35 minutos a 170º. Pasado este tiempo comprobamos con una puntilla si el bizcocho está cuajado. Retiramos del horno y dejamos enfriar. Cortamos 3 discos longitudinalmente (tal como vemos en la primera imagen)



El segundo paso es preparar el frosting. Mezclamos los dos tipos de queso hasta obtener una crema, añadimos el azúcar y la vainilla. A su vez, montamos la nata en la thermomix con la mariposa a velocidad 3 hasta que esté completamente montada. Incorporamos la crema de queso a la nata con movimientos envolventes.

Para montar la tarta. Disponemos un disco como base, rellenamos con la crema (si usamos una manga pastelera mejor) y cubrimos con el segundo bizcocho. Volvemos a rellenar y cubrimos con el último. Cubrimos la parte superior y los laterales. Reservamos una parte para la decoración. Dividimos la mezcla y en una de ellas vertemos unas gotas de colorante, de manera que nos quedará dos cremas, una blanca y la otra roja.

Rellenamos la manga pastelera con una de las mezclas y decoramos. Luego con la de color y acabamos la decoración, al gusto.



Esta imagen es del corte. donde apreciamos perfectamente el contraste de colores tan peculiar en esta tarta. El colorante no le da ningún sabor.













.

domingo, 23 de enero de 2011

Zarzuela

Hacía tiempo que no subía una receta de pescado. Esta zarzuela queda muy bien para días de celebraciones o para darse un capricho. Es entretenida y requiere su tiempo de cocción pero nada difícil.

No he indicado las cantidades de pescado, ya que dependerá del apetito de los comensales, pero se puede calcular unas dos rodajas de pescado y unas dos o tres gambas por cabeza.





Ingredientes


Colas de rape

Rodajas de merluza

Un puñado de almejas

Un puñado de mejillones

2 calamares

Gambas

Sal y pimienta blanca

Harina


Para la salsa

2 dientes de ajo

1 cebolla

5 tomates maduros

Caldo de pescado + cocción de los mejillones y almejas

100 ml de coñac

Unas hebras de azafrán



Preparación


En primer lugar, lavamos bien los mejillones retirando los pelos y las almejas las dejamos un rato en agua con sal para eliminar la arena. Una vez limpios, los cocemos y reservamos. Colamos el caldo de la cocción y reservamos también.

Salpimentamos el pescado, lo enharinamos y doramos en una sartén con aceite. Cuando veamos que esté al punto (sin hacerlo demasiado sino se deshace) lo retiramos y reservamos. En la misma sartén freímos las gambas y reservamos.

En una cazuela (mejor si es de barro) preparamos la salsa. Picamos bien pequeño tanto el ajo como la cebolla y los doramos. A continuación, añadimos el tomate rallado y sofreímos hasta que reduzca un poco y entonces añadimos los calamares cortados en aros, las almejas y los mejillones cocidos. Vertemos el caldo de la cocción de éstos. En la sartén donde habíamos frito las gambas, retiramos el aceite y rociamos el coñac, movemos para desprender la sustancia y se lo añadimos al sofrito. Cubrimos con caldo de pescado (o agua) junto con las hebras de azafrán, y en el momento cuando empiece a hervir, añadimos el pescado.

Cocemos a fuego lento hasta que la salsa espese y de vez en cuando vamos moviendo la cazuela suavemente en círculos para evitar que se queme.

En el último momento, añadimos las gambas, dejamos cocer unos minutos más y servimos.












.

domingo, 16 de enero de 2011

Hojaldre de crema y frutas

Típica tarta que preparamos cuando tenemos poco tiempo. La base de hojaldre la tenemos lista casi sin preparación. Combinada con diferentes frutas tenemos un postre vistoso y ligero.





Ingredientes


1 plancha de hojaldre

4 rodajas de piña

1 mango

1 kiwi

Guindas


Para la crema pastelera

50 gr de azúcar

4 yemas de huevo

250 ml de leche

50 gr de maizena

1 cucharadita de azúcar avainillado (opcional)

Ralladura de limón



Preparación


Para la crema, ponemos la mariposa en las cuchillas y vertemos todos los ingredientes en el vaso de la thermomix. Programamos 9 minutos a temperatura 90º y velocidad 2. Retiramos la crema y la vertemos en un bol, tapamos con film y dejamos enfriar. De vez en cuando la removemos para acelerar el enfriamiento.

Mientras, preparamos la base de hojaldre. Desenrollamos la plancha de hojaldre y la disponemos en la bandeja del horno. Si queremos hacer dos tartas, cortamos por la mitad y doblamos todos los bordes hacia arriba. Pinchamos la base (no los bordes) y horneamos 10 minutos a 180º. Pasado este tiempo, la sacamos del horno y la pintamos con una de las claras de huevo batida que no haya sobrado. De enta forma la base de hojaldre se sella y no se humedece al incorporar el relleno. Quedará más crujiente.

Para montar la tarta, vertemos la crema pastelera en el hojaldre, disponemos las frutas cortadas sobre la crema decorándola al gusto.










jueves, 13 de enero de 2011

Risotto de setas con peineta de queso

A 13 de enero, estreno el año con esta receta. Un poco tarde, lo se pero por circunstancias personales he estado sin Internet en casa durante un tiempo y por fin ya estoy conectada a la red. Cuando te programas unas recetas al mes y por alguna razón te falla el blog, se puede llegar a sentir dependencia y echar de menos esa cohesión entre la vida real y la virtual. Pero ya estoy aquí para volver a disfrutar de vuestras cocinas.

Por cierto no quería cerrar este post, sin antes agradecer a Sonia "L'exquisit" por organizar la pasada quedada bloggera, en la que pude disfrutar y conocer a personas encantadoras con las que anterior a ese día ya compartíamos comentarios y recetas y a otras a las que ni siquiera tenía conocimiento de su existencia. Desde aquí, gracias por compartir aquella tarde junt@s.

Otro tema que quería comentar, es que en aquel evento, en una de las últimas conversaciones (ya en la calle y pasando frío jeje) Elena "En la cocina de Pozu" sugirió la idea de crear un blog comunitario "Caves & Blocs", no paséis la oportunidad de visitarlo.

Bueno, directa a la receta que sino tendréis que ir con el ratón hasta el fin de la página para verla, jeje.





Ingredientes


400 gr de arroz arborio (especial risotto)

1,5 litros de caldo (3 veces la cantidad de arroz y un poco más por si acaso)

1 cebolla

Un puñado de setas variadas deshidratas y/o en conserva (camagrocs y llanega)

Queso parmesano



Preparación


Si utilizamos setas deshidratadas, debemos hidratar durante unos minutos hasta que veamos que han doblado el tamaño. En mi caso combiné unos camagrocs deshidratados y unas llanegas en conserva de la recolecta del otoño.

Pelamos y picamos la cebolla. En una cazuela con un chorrito de aceite la pochamos y cuando esté dorada añadimos las setas, salteamos. A continuación, agregamos el arroz, lo cocinamos unos segundos y añadimos el caldo poco a poco, por cucharones. Primero un par de cucharones y cocinamos el arroz moviendo frecuentemente hasta que absorba casi la totalidad del líquido. Volvemos a agregar 2 o 3 cucharones más de caldo y volvemos a mover para ayudar a que el arroz suelte el almidón y sea más cremoso (característica del risotto) Proseguimos esta operación hasta que el arroz esté casi cocinado. En ese momento es cuando le agregamos un puñado de queso rallado. Dejamos fundir.

Para el crujiente de queso, hacemos montoncitos de queso rallado en la bandeja de horno protegida con papel vegeta, encima cubrimos con otra lámina de papel y colocamos otra bandeja para que haga presión. Metemos en el horno unos minutos, aprox. 2 o 3 hasta que se funda. Sacamos y dejamos enfriar.

Para emplatar, colocamos un aro de acero en el centro del plato, rellenamos con el arroz y coronamos con la peineta de queso.


NOTA: es importante que en a la cocción, el arroz nunca se quede sin caldo. Añadimos el caldo antes que el arroz quede seco, de lo contrario no conseguiríamos la cremosidad adecuada.



Espero que os haya gustado y desearos a tod@s buen comienzo de año.

Por cierto, tengo pensado cambiar el look del blog, si alguien tiene alguna sugerencia por favor siempre será bienvenida, aunque luego haga lo que quiera, como siempre jejeje.













.

Quizá te interese

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
? 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18